sábado, 8 de septiembre de 2012

Haciéndome consciente.

Buscando imágenes en los detalles de la naturaleza en la que vivo,
he podido tomar consciencia de que, 
la belleza, la sabiduría y la fuerza, los pilares de mi templo interior,
están en las pequeñas cosas.
Muchas lunas y sus soles
han transcurrido desde el día en que decidí seguir la ruta que señalaba mi corazón.
Necesitaba mirar hacia adentro y dejar de buscar afuera
lo que siempre ha estado en mi interior.
El trabajo estaba asignado
El Maestro aparece cuando el discípulo esta decidido.
Así di mi primer paso, volví a ser niño, virtualmente me inicie de nuevo,
ahora estaba consciente de ello, luchaba contra mis paradigmas,
mis monstruos internos han sido mis carniceros, me llevan a su cueva profunda
y me hacen sentir débil, pero tengo que luchar, buscar la luz, vencer las sombras,
debo cavar calabozos para mis vicios y elevar templos a las virtudes,
primero debo hacer que mis raíces sean fuertes y profundas
para que el tallo pueda sostenerme ante vientos y tormentas.
Parte de la enseñanza me ha sido revelada a través de los símbolos,
el lenguaje del conocimiento sagrado.
Jesús, Buda, Rama, Hermes, Moisés, Pitagoras, Platon, Zoroastro, Giordano y Fulcannelli, lo conocen a plenitud y lo usan con Maestría de Iniciados.

Me tercie el mandil, tome mis instrumentos y empece a labrar.
Aquí están algunas de las imágenes que adornan mi mapa.
Puedes ver en ellas:
SABIDURIA-FUERZA Y BELLEZA.
TRABAJO-ARMONIA Y TOLERANCIA.
LUZ Y SOMBRAS.
COLOR.
CLARO Y OSCURO.
BRILLO Y OPACICIDAD.

Sin apuros trabajo,
labrando la piedra bruta he encontrado mi paz
a veces sucumbo
y emergen;  la soberbia, la envidia, el celo, el odio y la maldad,
tengo que dejarlas fluir y obtener de ellas la enseñanza que me traen, 
en verdad veo mal en los demás lo que reflejan de mi, 
preciso perdonar, poniendo la otra mejilla cuando me golpean su gemela,
aceptar a mis hermanos del Universo y dar cabida al 
AMOR
el cemento unitivo del UNIVERSO.
Mi viaje seguirá sin contratiempos
He encontrado las dimensiones de mi Templo verdadero;
su altura es desde el Cenit al centro de la Tierra,
su ancho de Este a Oeste
su largo de Norte a Sur,
por eso te aprehendo en todas partes en todo momento Dios mio.
Que tus imágenes sigan llegando a mis sentidos
y abran mi consciencia mas y mas
quiero hacerme uno contigo
entender lo que me enseñas en cada símbolo,
comprenderte en silencio y sin el,
en todo tiempo y espacio.




Mis alas están extendidas esperando tus vientos misteriosos
llévame contigo, bendíceme y guíame
quiero seguir siendo
Forastero de tu Universo.
AMEN.

RICHAL V. AZUARTE LOPEZ
FORASTERO DEL UNIVERSO.





Entrada destacada

Observando Magia Real, un espectáculo frente al Mar.

Aun dormía el pequeño pueblo de Choroni y su gente, cuando desperté y me levante. Cogí la cámara fotográfica, su trípode, unas cuantas co...